Rompe tus cadenas

ROMPE TUS CADENAS

Nos han hecho creer, que es obligado,

necesario, del todo procedente,

ser siempre adolescente extraviado.

 

Huir cual de la peste bizantina,

ser Sísifo, eterno penitente,

buscar el extremo atribulado,

de no saber quién eres y perderte.

 

Madurar se considera torpemente,

perder el paso libre asilvestrado,

mientras se bendice la ignorancia,

aclamada por el público corrupto.

 

No temáis alzar el vuelo y desprenderos,

de las sutiles cadenas pubescentes,

sólo se es libre siendo uno entero,

innegable reflejo de quien eres.

Ruth Martínez Redondo

 

https://www.instagram.com/ruthmartine…

https://www.facebook.com/ruthlaescrit…

https://twitter.com/ruthlaescritora

Anuncios
Publicado en Uncategorized | 2 comentarios

Cosas de pareja…

A veces me pregunto si tenemos un número máximo de amores para cada vida, sí yo creo que tenemos varias vidas… Y si una vez alcanzado ese número ya no tenemos ninguna oportunidad de tener otra pareja.

Por ejemplo si a mi me correspondían 10 relaciones amorosas y ya las he “gastado” entonces no tendré ninguna más? Es acaso por eso que llevo años sin sentirme realmente conectada a otra persona?

Estos pensamientos se me plantean en ocasiones como algo triste, mientras que hay momentos en los que pienso que si esto es cierto quizá sea una oportunidad para crecer de forma exponencial como individuo sin distracciones.

Sea como fuere, aún no tengo la respuesta…

Publicado en alma, Uncategorized | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

Día teñido de introspección…

No sé si es la lluvia, que no deja de acompañaros esta primavera. Presente de forma intermitente o silenciada tras las grises nubes que no nos permiten olvidarla… O si es que mi alma conserva aún atisbos de su malcarada melancolía, pero hoy ha sido un día claramente introspectivo.

Cuestionarse la propia vida es positivo si se hace desde la perspectiva correcta. Me ha costado aprenderlo pero ahora lo sé. Así que tras una jornada de ruegos y preguntas internas, culmino mi día satisfecha de las decisiones que he tomado hasta ahora y con las ideas más claras sobre las que he de tomar a partir de este momento.

Quizá la lluvia no siempre nos inunde de morriña, puede que a veces nos aclare la visión… Como dice un amigo… Cada día es una paradoja.

 

 

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

Aquí estoy de nuevo…

Si veinte años no son nada, ocho entonces son apenas un suspiro… Y dado que los suspiros son aire y van al aire, estos ocho años que han pasado, desde aquel vano intento de ser constante en este blog de “alma abierta al mundo”, se me han pasado como una exhalación.

Releo mis primeros posts y pienso… qué triste estaba, qué sola me sentía, qué lamentable estado de sinrazón vital se había apoderado de mi sin remedio aparente.

Ante estas declaraciones, se hace imperativo decir, si algo ha cambiado o todo es idéntico a aquel desfallecer anímico. Todo es distinto o casi todo para ser sincera. La tristeza desoladora se ha marchado tras un gran trabajo personal, la sensación de soledad aún aparece de vez en cuando, ahora tengo una razón para vivir, yo.

Esta mañana he recordado el día que me decidí a crear este blog, ha aparecido como un recordatorio de que aún tengo tareas pendientes que realizar. O más bien, tareas a medias. Y como me he propuesto terminar lo que empiezo, veamos qué ocurre esta vez…

 

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , | Deja un comentario

el mundo perfecto…

he descubierto algo que parecía improbable encontrar. ese mundo perfecto, en el que pasan cosas sin que nos despeinemos, en el que acaecen un sinfín de amaneceres en los que el sol ilumina y calienta, pero no quema. ese mundo es, el espacio que hay entre las puertas de entrada al corte inglés.

temperatura perfecta, tanto en invierno como en verano, una leve brisa cada vez que alguien abre la puerta que permite que el aire se renueve, personas de muy distintas tipologías coloreando el horizonte con cada cliente que entra o que se va, y cuando no hay clientes el silencio perfecto de lo impersonal. puedes entrar y salir cuando quieras, guardar silencio o hablar, tienes a mano todo tipo de objetos y alimentos; hasta puedes leer un libro en la planta primera o ver una película en la cuarta. Y por qué no desayunar tortitas en la última.

con un poco de suerte y estando a la hora adecuada del día adecuado, puedes incluso encontrar el amor. quizá entre un día un joven como ese que buscas, guapo, alto y cariñoso. que te cuide sin atarte. que te abraze sin ahogarte. que te escuche sin juzgarte. que te llene de amor sin indigestarte. que te ame sin poseerte. que tú ames más que a nada pero como parte de un todo. y te mire y tú le mires y sepáis que estáis hechos el uno para el otro.

puede ser que incluso consigas ese gran trabajo por el que llevas luchando desde que terminaste la carrera, cuando todos decían “estudia que así es fácil encontrar trabajo”. y estudiaste, y no resultó tan fácil eso de encontrar un trabajo. con algo más de suerte puede que en alguno de esos momentos de disfrute en el mundo perfecto entre un gran hombre de negocios, o mujer que alguna feminista se puede ofender, y reconozca en ti todas esas cualidades que un gran empleado debe tener. y te ofrezca un contrato cuasi perfecto de por vida en una gran multinacional con oficinas en todo el mundo, de las cuales tú podrías elegir en cual trabajar y cuándo cambiar a otra de ellas. ni que hablar de que el sueldo sería insultante hasta decir basta.

me han entrado unas ganas terribles de ir al corte inglés… y todavía son las 21.14…

Publicado en alma, libertad | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

mi yo de ahora…

Acaba de llamar un hombre al hotel para preguntar la fecha en la que empieza su reserva y para que le dijese el importe de los doce días que se hospeda con nosotros. Cuando he cogido el teléfono y tras mi “buenas tardes La Casa Amarilla” él ha empezado a tartamudear. Yo he esperado a que acabase de hablar y he hecho como si nada estuviese pasando, finalmente después de unos minutos él ha dejado de tartamudear.

Mi yo de antes habría acabado sus frases, pensando que así le facilitaba el trabajo; mi yo de ahora le ha dejado terminar con cariño, comprensión y respeto para que fuese él quien las acabase, haciéndole saber que es él quien controla su propia vida. Sí, a través de algo tan sencillo se puede sentir algo tan grande. Sí. No me cabe duda.

Mis conceptos y principios básicos están cambiando. En mi opinión a mejor. Creo que le he hecho feliz…

Publicado en alma, libertad | Etiquetado , , , , , , | Deja un comentario

esos preciosos e importantes momentos…

Salí del chiringuito en el que trabaja mi hermana para sentarme en el muro que separa el mareo marítimo de la arena de la playa. En esa noche sin luna, donde normalmente estaban las olas nacaradas iluminadas por el gran queso de las alturas, había una asombrosa oscuridad. Pero a pesar de ser de un negro fatalmente intenso no te hacía sentir temor ni vacio.

Me senté y vi como se acercaba uno de los clientes habituales del chiringuito, cuando llegó a mi lado se sentó en el muro a un metro de mi y dijo

– este es el sitio perfecto para sentir paz.

-así es, le dije yo, por eso estoy aquí.

– el secreto está en parar la mente, en dejar de pensar… porque la condenada no nos deja en paz y está siempre intentando estropearlo todo. Cuando tenía 23 años pasé un par de años muy malos con la cabeza, la tenía llena de malos pensamientos, no paraba de darle vueltas a todo. Hasta que me di cuenta de que el que tenía que mandar era yo y empecé a trabajar en ello. Porque requiere un gran esfuerzo y la verdad, han pasado 30 años y sigo luchando por conseguirlo. Ya estoy cerca…

Este hombre, de aspecto rudo y un andaluz cerrado en ocasiones indescifrable, acababa de  decir en alto exactamente lo que estaba pensando cuando me senté en la obscuridad a mirar al infinito… Este hombre, que toca la guitarra muchos atardeceres mientras canta y que trabaja en la cocina de un restaurante en la montaña, había comprendido aquello que tanto me torturaba hacia ya muchos años…

Este hombre que me miraba interrogante desde el primer día que le vi, hace ahora un mes, era un sabio al que yo había juzgado mal. Porque cómo se reconoce la sabiduría? Desde luego no desde fuera por más que a veces sea esa la tendencia inevitable. Tengo tanto que aprender y doy gracias al universo por ayudarme a hacerlo con estos preciosos e importantes momentos…

Publicado en alma, libertad | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario